La Puntita · 5 de Abril de 2022. 19:01h.

XAVIER RIUS

Director de e-notícies

Nubarrones en Waterloo

No soy Gonzalo Boye, que como se sabe acierta siempre.

Tampoco me gusta apostar.

Y no he acertado nunca una quiniela.

Por lo tanto puedo equivocarme.

Pero creo que se avecinan nubarrones sobre el futuro judicial de Puigdemont.

Vamos a ver qué deciden los jueces de Luxemburgo.

Aunque, primera constatación: el juez de un estado miembro no puede cuestionar a otro estado miembro.

No ya un juez, sino a todo el sistema institucional de otro estado miembro de la UE porque la UE la forman estados democráticos.

Digan lo que digan los indepes sobre España. Es curioso que no la comparen ahora con Rusia. En su día menudearon las comparaciones con Turquía e incluso con ¡Corea del Norte!

Que un juez belga o de Schleswig-Holstein cuestione el Supremo es como si un juez de La Rioja, pongamos por caso, cuestionase el Tribunal Federal, el máximo tribunal alemán.

Es la base del espacio judicial europeo. Y mientras no lo arreglen no hay espacio judicial europeo.

Hay libre circulación de bienes, servicios y personas pero no de presuntos cacos.

Y me da igual que sea Puigdemont o un capo italiano.

Pese a que, segunda constatación, el juez Llarena debe haberse sentido muy sólo en esta batalla.

No hay en España un relato alternativo al proceso. Mucho menos en el exterior o en materia de justicia internacional.

A Pedro Sánchez no le interesa por razones obvias. Depende de ERC y de Bildu.

Finalmente, tercera constatación, tengo para mis adentros que la situación internacional ha cambiado.

Y que ello también puede influir.

Aunque los jueces se basen en hechos, no en opiniones o sensaciones personales. Sólo faltaría.

Pero el independentismo coqueteó con Rusia nada menos que para desestabilizar a un país miembro de la Unión Europea.

Lo que es difícilmente defendible.

No está el horno para bollos.

Fue como un tiro al pie vayan intentando borrar los rastros.

Curioso: ahora nadie conoce a Putin.

Publicidad
Publicidad

7 Comentarios

Publicidad
#6 Martín, Barna, 09/04/2022 - 09:33

El senyor Rius, potser encertarà aquesta vegada. "El independentismo coqueteó con Rusia nada menos que para desestabilizar a un país miembro de la Unión Europea". Ara costa perdonar això.

#5 Telamarinera , Vng, 09/04/2022 - 09:09

Dese Marte: Rezad , para q siga allí; aquí os costaría más dinero. (Creo). Y da cierto color a una Cat, apagada, sin luces ni brillo, sin metas para sus habitantes, gobernada por un 27% del censo , como si fueran el 72.
Claro que se jorobe a el 63% q permite le roben, le mienten, le insulten, ..

#4 Joaquim Moriscot Bernadell, L'Hospitalet de Llobregat, 06/04/2022 - 17:37

nubarrones para Puigdemont? Quizá... Pero hasta ahora la justicia europea le ha dado la razón.

#4.1 Lobisome, BCN, 06/04/2022 - 21:42

No en todo, no en todo pero, lo importante, será cuando dejen de darle la razón y veamos al separatismo en bloque echando pestes de la justicia europea, exactamente como vienen haciendo con la española. Lo que no puede ser es, cuando te dan la razón decir que era evidente, y cuando te la quitan que son todos unos fascistas. No chico, eso no.

#3 no soy nadie, barcelona, 06/04/2022 - 10:03

No hay relato alternativo ni lo habrá, de todos modos, este tipejo y su movimiento han engrasado a mucha gente y siguen teniendo mucha suerte

#2 Carles Fortuny, Palau de la Degeneralitat, 05/04/2022 - 22:15

"No hay en España un relato alternativo al proceso". Cierto Sr. Rius. Ya se ha encargado el PSOETA, socio de los golpistas, de que sea así.